google-site-verification=zl2BFmWkKnMfWepghiQhluc1_SNBuOLiZdzvrMLd1r8 Elementos nutricionales clave en el mantenimiento de la salud intestin
El perro como especie y sus susceptibilidades

Cada especie tiene susceptibilidades hacia diferentes trastornos, esto puede corroborarse con datos provenientes del ejercicio clínico o zootécnico en diferentes especies, por ejemplo, así como los equinos tienden a sufrir problemas de patas o cólico, el gato tiene una predisposición a sufrir enfermedades relacionadas con el sistema inmune. Por su parte, el perro, tiene una marcada susceptibilidad hacia los trastornos intestinales de diversos orígenes, los cuales van desde los de tipo mecánico hasta los infecciosos, los cuales pueden presentar diferentes cuadros, cursos y pronósticos. Algunos autores mencionan que esta susceptibilidad se origina en el proceso evolutivo del perro, su cercanía con el humano y su genética, pero independientemente de la causa origen de esta condición, la prevención de este tipo de problemática es de suma importancia en todo programa de medicina preventiva.

Importancia de la dieta en la prevención de trastornos

Definitivamente la dieta es un factor clave en la prevención de trastornos gastrointestinales, la frase “Somos lo que comemos” ejemplifica el vínculo tan estrecho entre los alimentos y un individuo. Una dieta tiene como principal precepto dotar de los elementos necesarios (nutrientes) al organismo para que este cumpla con todas sus funciones, sin embargo, yendo más allá de este concepto, la dieta debe contribuir al mantenimiento de las condiciones idóneas de los diferentes sistemas para que así, las enfermedades tengan menor oportunidad de presentarse. La digestibilidad es un punto muy importante en este campo, ya que significa la capacidad de un alimento para que sus elementos sean aprovechados, pero solo esto no es suficiente, por ejemplo, la fibra es un elemento muy importante que puede tener diferentes efectos a nivel intestinal dependiendo de sus características, mismas que interactúan con células, bacterias y nutrientes, lo que al final crea una serie de condiciones que surten diferentes efectos sobre el funcionamiento intestinal. Otros elementos pueden ayudar a la conservación de la salud intestinal, por ejemplo, los prebióticos generan indirectamente un beneficio hacia el intestino, alimentando a microorganismos específicos que mantienen un ambiente luminal adecuado.

Fibra de fermentación moderada

Diversos trabajos han demostrado que el grado de fermentabilidad de la fibra puede afectar el funcionamiento intestinal, la capacidad de los enterocitos para absorber nutrientes y la velocidad a la que el intestino conduce el quimo o el bolo fecal (peristaltismo). La clave de este efecto, radica en la interacción entre la fibra y las poblaciones bacterianas en el intestino, ya que precisamente las bacterias saprófitas del lumen intestinal, son las que “trabajan” la fibra, principalmente en el colon. Paralelamente al proceso de fermentación de la fibra, se crean compuestos como el acetato, butirato y propionato, los cuales son ácidos grasos volátiles o de cadena corta que fungen como fuente de energía para las células que tapizan las paredes intestinales. El epitelio celular del intestino es un tejido lábil, el cual se renueva constantemente y requiere una gran cantidad de energía para que el recambio celular sea adecuado y no se afecte la función, por ello, una buena cantidad de ácidos grasos volátiles es beneficiosa para que la superficie absortiva sea eficiente. Un exceso en la producción de ácidos grasos de cadena corta puede resultar contraproducente, ya que influye también sobre las contracciones de la musculatura lisa del intestino acelerándolas, lo que puede causar diarrea, por el contrario, una pobre producción de estos compuestos puede provocar una tasa peristáltica baja y constipación. La pulpa de remolacha es una fibra de fermentación moderada, esta característica le permite ser procesada de una manera adecuada y lograr los efectos antes mencionados de una manera eficaz, por otro lado, se ha demostrado que esta fuente de fibra es capaz de aumentar el flujo sanguíneo hacia el intestino y reducir la formación de compuestos no deseables como son las aminas biogénicas.

Prebióticos

 

Estos elementos son conocidos por sus bondades, son azúcares muy simples que sirven como sustrato (alimento) a las bacterias saprófitas del intestino. En realidad una de las grandes ventajas de los prebióticos es su selectividad indirecta hacia las diversas poblaciones bacterianas en el intestino, siendo que la mayoría de las cepas patógenas tienen una incapacidad de asimilarlos como fuente de nutrientes, favoreciendo así que las poblaciones de la microbiota del intestino se inclinen hacia aquellas bacterias que generan compuestos benéficos para el ambiente celular del intestino (los ácidos grasos volátiles son un buen ejemplo de esto). 

 

Por otro lado, al estimular la población de bacterias saprófitas, los prebióticos indirectamente generan condiciones fisicoquímicas adecuadas en el intestino, reduciendo las probabilidades de aparición de infecciones oportunistas, ya que un ambiente ácido es menos propicio para el desarrollo de microorganismos causantes de enfermedad.

 

Los Fructooligosacárdos son conocidos por su efecto prebiótico, han sido estudiados en una gran cantidad de trabajos y ha demostrado acarrear una gran cantidad de beneficios que son muy destacables, entre ellos una estimulación a las defensas locales del intestino ligada a la estimulación del tejido linfoide asociado a mucosas. 

Conclusión

 

Una dieta de buen diseño que incluya fibra de fermentación moderada y prebióticos es de gran utilidad para mantener en condiciones adecuada al sistema digestivo. Los beneficios que estas características pueden acarrear desde una buena asimilación de nutrientes hasta el control de condiciones muy específicas ligadas a el desarrollo de microorganismos que interactúan con procesos muy complejos y determinantes para el correcto funcionamiento del tracto digestivo.
 
Eukanuba® ha sido pionero en el desarrollo de la investigación que hoy permite saber que la pulpa de remolacha y los Fructooligosacárdos son elementos clave en dietas de buen diseño encaminadas no solo a alimentar a una mascota, sino a disminuir las probabilidades de enfermedad y a  mantener las condiciones óptimas de aquellos sistemas que son especialmente sensibles ante la enfermedad.
Fuentes
  1. Chronic Enteropathies in Dogs: Evaluation of Risk Factors for Negative Outcome; Allenspach, Wieland, Gröne, Gaschen; Journal Veterinary Internal Medicine; ACVIM; Volume 21; Issue 4; London; July 2007.

  2. Interaction between probiotic lactic acid bacteria and canine enteric pathogens: a risk factor for intestinal Enterococcus faecium colonization? ; Rinkien, Jalava, Westwrmarck, Salminen, Owehand; Veterinary Microbiology; Volume 92; Issues 1 – 2; Kansas; USA; March 2003.

  3. Fructooligosaccharides and Lactobacillus Acidophillus Modify Gut Microbial Populations, Total Nutrient Digestibilities and Fecal Protein Catabolite Concentrations in Healthy Dogs; Swason, Grieshop, Flickinger, Bauer, Chow, Wolf, Gareb, Fahey; Division of Nutritional Sciences, Department of Animal Sciences, Illinois University; Illinois; USA; 2002.

  4. Management of Gastrointestinal Disorders in Young Dogs and Cats; Marks; University of California Davis; School of Veterinary Medicine; California; USA; 2004.

  5. Recent Advances in Canine and Feline Nutrition, Proceedings of 1998 IAMS International Symposium: Carey/Norton/Bolser; IAMS Company; Ohio; USA; 1998.

Elementos nutricionales clave en el mantenimiento de la salud intestinal en perros

PALABRAS CLAVE > Trastornos digestivos > Susceptibilidad >Medicina preventiva > Dieta > Digestibilidad > Fibra > Fermentación > Prebióticos > Peristaltismo > Ácidos grasos volátiles > Enterocitos > Microbiota intestinal > Patógenos > Salud > Eukanuba®

MVZ Rodrigo Urrutia Real

Scientific Affairs Coordinator, Mars Petcare México

Resumen

Como una susceptibilidad propia de la especie, los trastornos digestivos forman parte de la lista de prioridades en la medicina preventiva dirigida a perros dentro de la práctica clínica y definitivamente la dieta y su composición juegan un importante papel. No solo el cumplimiento de una base nutricional es suficiente bueno como para decir que un alimento contribuye a la calidad de vida y la prevención de enfermedades. El tipo de ingredientes (fuentes de nutrientes) y su interacción con los diversos factores que están involucrados en diferentes proceso orgánicos es lo que mayormente determina que existan beneficios y que estos sean relevantes. En este contexto, fuentes de fibra como la pulpa de remolacha así como  prebióticos como los Fructooligosacárdos, han demostrado acarrear una gran cantidad de ventajas que se traducen en condiciones intestinales saludables al ejercer efectos específicos sobre procesos celulares y fisicoquímicos que tienen que ver con la absorción de nutrientes, peristaltismo, formación de compuestos y gases, así como el mantenimiento de la microbiota intestinal. Gracias a muchos años de dedicación y a la construcción de un conocimiento amplio de las características y necesidades de los perros, Eukanuba® sigue contribuyendo a la buena nutrición de nuestros perros a través de conceptos muy distintivos y trascendentes.

Revista Especializada en Clínica de Pequeñas Especies